viernes, 29 de julio de 2016

Noticia: Intervenciones de la Seguridad Privada



Detienen a dos mujeres por robar ropa por valor de 489 euros en una tienda de Gandia

Las arrestadas portaban un instrumento para quitar las alarmas de las prendas para evitar el detector

Fuente: .levante-emv.com - 29.07.2016

La Policía Nacional ha detenido en Gandia a dos mujeres de 24 y 41 años como presuntas autoras de un delito de robo con violencia, tras apoderarse de diversa ropa valorada en 468 euros de un establecimiento comercial de la ciudad.

Los hechos ocurrieron cuando los agentes, que realizaban labores de prevención, fueron alertados para que se dirigiesen a un negocio donde un vigilante de seguridad tenía retenidas a dos mujeres que trataban de escapar.

Inmediatamente, los policías se dirigieron al lugar, donde averiguaron que las dos mujeres, de origen español, habían ocultado bajo sus vestidos varios objetos y que fueron interceptadas cuando iban a traspasar la línea de caja. En ese momento comenzaron a forcejear con el vigilante para tratar de marcharse.

Las sospechosas entregaron al vigilante varias prendas, que presentaban daños por la rotura o sustracción del sistema alarma.

Ante la presencia policial, las dos mujeres entregaron más ropa que ocultaban bajo sus vestidos.

Asimismo, los policías les localizaron un objeto con el que quitaban los mecanismos de seguridad. La ropa sustraída ascendía a unos 468 euros.

Finalmente, los agentes, tras realizar diversas comprobaciones, detuvieron a las dos mujeres como presuntas autoras de un delito de robo con violencia. Las arrestadas, con numerosos antecedentes policiales, han pasado a disposición judicial.

Hieren de una pedrada a un vigilante de seguridad de la estación de Renfe

Hieren de una pedrada a un vigilante de seguridad de la estación de Renfe

  • Los hechos ocurrieron el martes por la noche. Los presuntos agresores fueron un grupo de jóvenes grafitero

Fuente: diaridetarragona.com -28/7/2016

Un vigilante de seguridad de la estación de Renfe de Reus fue herido de una pedrada la noche del martes mientras estaba en su turno de trabajo. Según confirmaron fuentes de los Mossos d’Esquadra, quienes recibieron el aviso de la agresión alrededor de las 22.45 horas, el guarda de unos 40 años de edad recibió una pedrada. 

Un grupo de grafiteros estaría detrás de la agresión, según explicaron al Diari otras fuentes relacionadas con el suceso. «No es la primera vez que tenemos problemas con este grupo de jóvenes, que es muy agresivo», explicaron y aseguraron que «el vigilante ya ha presentado la denuncia». Hasta el lugar de los hechos se desplazaron dos patrullas de los Mossos d’Esquadra y una ambulancia del SEM, que trasladó al «herido menos grave» hasta el Hospital Sant Joan.

Por otra parte, fuentes cercanas a los hechos aseguran que la misma mañana del martes los presuntos agresores también protagonizaron otro suceso. «Se encararon con el mismo vigilante agredido y le amenazaron de muerte», explican, y aseguran que «llamamos a los Mossos para denunciar lo sucedido».

Esta no es la primera vez que los vigilantes de seguridad de la estación de Renfe de Reus tienen problemas con jóvenes que intentan pintar los convoyes estacionados.


Uno de los últimos sucesos tuvo lugar en el mes de mayo. En aquella ocasión un guarda resultó herido tras caer a la vía empujado por un grupo de grafiteros. El hombre resultó herido en una pierna y fue trasladado en ambulancia hasta el Hospital Sant Joan de Reus. En ocasiones los empleados han advertido de la «agresividad» de los jóvenes.

martes, 26 de julio de 2016

Los acusados del atraco al furgón de Torrelavega se enfrentan a 11 años de cárcel

Los acusados del atraco al furgón de Torrelavega se enfrentan a 11 años de cárcel

En el juicio, señalado para el 2 de septiembre en el Juzgado de lo Penal 4, se dirimirá si los procesados se llevaron a punta de pistola varias sacas con cerca de 60.000 euros

Fuente: .eldiariomontanes.es- Consuelo de la Peña

Aquella mañana del 3 de noviembre de 2014 quedó grabada de manera indeleble en la memoria de los vigilantes de seguridad de Prosegur que diariamente recogían la recaudación del establecimiento Mercadona, situado en el barrio de Sierrapando, en Torrelavega. Resulta difícil olvidar el momento en que dos atracadores enmascarados te encañonan con una escopeta, te tiran al suelo, te arrancan las armas reglamentarias y se fugan con el dinero que tenías que custodiar.


La escena la vivieron en primera persona los dos operarios de Prosegur que ese día, a las diez de la mañana, entraron al supermercado para retirar los fondos, mientras un tercero les eperaba al volante del furgón blindado. Cuando regresaban al vehículo con seis sacas que contenían 59.837 euros, fueron sorprendidos por dos inviduos, enfundados en pasamontañas y provistos de chalecos antibalas que, a punta de escopeta, les arrancaron los fardos.

Los dos atracadores huyeron a pie con el botín hasta un vehículo que tenían estacionado a la salidad de un túnel peatonal próximo al centro comercial.

La Policía no tardó en identificar el vehículo, que había sido sustraído días antes, el 12 de octubre, en la localidad francesa de Noailles, al que siguió hasta La Penilla de Cayón, donde localizó a uno de los fugitivos que, al intentar huir, fue tiroteado y alcanzado por dos balas.

Se trataba de Lorenzo Evaristo C. R., un español de 56 años, que fue detenido y permaneció en prisión por esta causa hasta el pasado mes de mayo. Su compañero de correrías, un pariente suyo residente en Francia, logró huir pero finalmente fue arrestado por la Policía francesa en diciembre de 2014 y extraditado a España, donde se encuentra en situación de prisión provisional a la espera de juicio.

Ambos serán juzgados el próximo 2 de septiembre por el Juzgado de lo Penal número 4 de Santander. El Ministerio Fiscal les acusa de cuatro delitos (robo con intimidación, hurto de uso de vehículo a motor, falsedad de documento público y tenencia ilícita de armas), por los que pide once años de cárcel para cada uno de ellos y 5.850 euros de multa.

La acusación pública sostiene que ambos se pusieron de acuerdo para perpetrar el atraco al furgón blindado. Para ello sustrajeron dos vehículos: uno, en Francia, les sirvió para huir, y el otro, una Renault Kangoo robada en el polígono de Raos, fue utilizado para desplazarse hasta el lugar del atraco, donde fue abandonado. Con la cabeza enfundada en un pasamontañas para evitar ser identificados, esperaron cautelosamente al blindado de la empresa Prosegur que se desplazó a Mercadona para realizar la recaudación.

En el momento en que dos de los vigilantes salían con las sacas del dinero, les intimidaron, se apoderaron de sus revólveres y huyeron a pie con el dinero, para posteriormente coger el coche Audi A-3, reservado para la huida. Un testigo anotó la matrícula y la Policía tiró del hilo. Identificó el vehículo, al que persiguió hasta La Penilla de Cayón en una carrera de película que terminó con un tiroteo, en el que fue herido uno de los ladrones. El hombre fue ingresado en el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla y durante su estancia en el centro sanitario sufrió un infarto que a punto estuvo de terminar con su vida. Su abogado demandó a la Policía al considerar que su actuación fue «desproporcionada», pero los jueces rechazaron las acusaciones.


Casi dos años después de aquel atraco, los presuntos autores se sentarán en el banquillo de los acusados y se enfrentan a penas que, de confirmarse, supondrían su vuelta a la cárcel.


Atraco Furgón: Los ladrones podrían llevar varios días preparando el golpe

miércoles, 20 de julio de 2016

Convenio Ilunion Seguridad: Tabla Salarial / Julio - Diciembre 2016

























Detenido en Jaén por agredir a dos vigilantes de seguridad de un centro comercial

Detenido en Jaén por agredir a dos vigilantes de seguridad de un centro comercial

  • Los trabajadores del centro habían observado a través del sistema de vídeo vigilancia cómo el detenido sustraía un teléfono móvil


Fuente: diariojaen.es – 20/07/2016

Agentes de la Policía Nacional detuvieron a un hombre que agredió a dos vigilantes de seguridad en un centro comercial de la ciudad. Los vigilantes habían observado, mediante el sistema de vídeo vigilancia, cómo el detenido sustraía un teléfono móvil. Al ser interceptado, este respondió de forma violenta lanzando puñetazos y patadas antes de ser reducido por una patrulla policial.

Los hechos ocurrieron sobre las 17:30 del día de ayer en unos grandes almacenes donde los vigilantes de seguridad prestan su servicio, cuando observaron a través del sistema de vídeo vigilancia que una persona se apoderaba de un teléfono móvil valorado en más de 800 euros, lo extraía de su caja y lo introducía entre sus pertenencias. Posteriormente, realizó una compra de una funda de telefonía móvil, utilizando la bolsa oficial del establecimiento, con el fin de poder sacar lo sustraído sin levantar sospechas. 

Los vigilantes procedieron a la interceptación del presunto autor, le solicitaron que les acompañara hasta un lugar habilitado al efecto con el fin de proceder a su identificación y cacheo a la espera de la presencia policial. Durante el traslado, el arrestado arremetió contra los vigilantes de forma súbita y muy violenta, propinando diversas patadas, empujones y puñetazos con el fin de darse a la fuga, dañando e inutilizando la uniformidad de los vigilantes.

Al ser asistido en un centro sanitario fingió mareos


Personada una patrulla policial, procedieron a la reducción y cacheo del presunto autor, encontrando entre sus pertenencias el teléfono móvil sustraído que quedó inutilizado, siendo detenido y trasladado a dependencias policiales. Una vez en ellas, el arrestado solicitó a los funcionarios policiales recibir asistencia médica, siendo trasladado hasta un centro sanitario, donde, según manifestaciones del médico de urgencias, había fingido un mareo, comportándose de manera violenta y chulesca con el personal facultativo que lo atendía.

viernes, 15 de julio de 2016

Sólo el 13 % de los vigilantes son mujeres en un sector aún "masculinizado"


Sólo el 13 % de los vigilantes son mujeres en un sector aún "masculinizado"

  
Fuente: canarias7.es - EFE / Madrid - 14/07/2016


Sólo un 13 por ciento de los 78.200 vigilantes de seguridad en activo son mujeres, en un sector "muy masculinizado", en palabras del presidente de la patronal, Ángel Córdoba, pero en el que las féminas van entrado poco a poco, con un aumento de 5 puntos en el último quinquenio

Son datos que ha hecho hoy públicos Aproser, la Asociación Profesional de Compañías Privadas de Servicios de Seguridad, sobre el perfil del vigilante: un hombre, con una media de 44 años y en un 47 por ciento con estudios de bachillerato o formación profesional.

Ángel Córdoba ha destacado la estabilidad que existe en la contratación de los vigilantes, con un 82 por ciento en situación de indefinidos, así como el incremento en el número de efectivos, que creció en 2015 un 3,4 por ciento respecto al año anterior.

Sobre el bajo porcentaje de mujeres empleadas -tan solo un 13 por ciento de los vigilantes en España son mujeres- ha reconocido que la seguridad privada continúa siendo un sector "muy masculinizado", pero ha recalcado su creciente incorporación en los últimos cinco años, en los que se ha incrementado el porcentaje de mujeres, que partía de un 8 por ciento.

Ha insistido en que esta incorporación se esta realizando con "total normalidad" y que el próximo reto será el de integrar a los discapacitados.

Además, el informe refleja que un 47 por ciento de los vigilantes cuentan con bachillerato y formación profesional, un 45 tienen la enseñanza obligatoria y tan solo un 8 por ciento cuentan con una licenciatura o diplomatura.

En España existe un vigilante de seguridad privada por cada 594 habitantes, una cifra que contrasta con la media europea, que es de uno por cada 264 habitantes. Aproser han insistido en el margen de mejora que existe en este sentido.

Córdoba ha asegurado que "España ha sido y es un modelo para la seguridad privada en Europa y en todo el mundo" y ha recordado que existen 1.534 empresas de este tipo que generan "un empleo de calidad".


Guerra entre empresas de seguridad privada 4 años después de la reforma laboral

Guerra entre empresas de seguridad privada 4 años después de la reforma laboral

Las compañías 'pirata', que pueden pagar a los trabajadores por debajo del convenio colectivo, roban espacio a las grandes que no pueden hacer eso.

Fuente:  vozpopuli.com – Mario Moratalla- 15/7/2016

La reforma laboral lanzada por un decreto de urgencia en febrero de 2012 por el recién estrenado gobierno de Mariano Rajoy ha sido saludada por la mayoría de sectores empresariales. Sin embargo, no ha caído tan bien para algunos en el sector de la seguridad privada, uno de los mayores empleadores privados del país y donde una de las condiciones que ofrecía la nueva regulación -posibilidad de una empresa de 'descolgarse' del convenio colectivo sectorial si se encontraba en pérdidas- ha provocado la guerra entre distintas compañías. Según la reforma laboral aprobada por el PP, una empresa puede reducir las condiciones de trabajo (básicamente, el sueldo) de los empleados por causas económicas, técnicas, organizativas o productivas.

"Nosotros estamos compitiendo pagando los sueldos del convenio a los trabajadores, entonces una empresa que compite ofrece un precio muy inferior, tras lo cual se declara en pérdidas y baja los sueldos a los trabajadores argumentando que no les puede pagar. Donde se pagaba 1.000 ahora se paga 700. Creemos que esto desvirtúa el espíritu de la reforma laboral", dice Ángel Córdoba, presidente de la patronal Aproser. Sus palabras a favor de los empleados suenan raro dentro del mundo empresarial. Pero a sus empresas de seguidad privada no les interesa bajar los sueldos a sus empleados. ¿Por qué?

"Las empresas grandes no pueden hacer estos descuelgues, porque entonces se rompería la paz social que tienen con los sindicatos y por la que éstos también les ayudan a ocultar cosas. Pero las empresas pirata nuevas que aparecen sí lo hacen y se están llevando muchos contratos", asegura a este diario Avelino Arroyo, del Sindicato de Trabajadores de Seguridad. Según datos del sindicato FTSP-USO, hasta marzo de 2015 hasta un 20% de los trabajadores de seguridad sufrían los efectos del 'descuelgue' de los convenios y habían pasado a estar regidos por convenios peores que el convenio general de seguridad privada. Este informe aseguraba que "algunas de esas empresas sólo tienen contratos parciales, pero hacen trabajar a sus vigilantes a jornada completa. Además pagan las horas extras en negro", aseguraba este sindicato.

"Es cierto que estamos solos en CEOE defendiendo estos puntos de vista, pero pensamos que aunque el descuelgue haya sido positivo para algunos, no lo ha sido igual para todos porque no todas las empresas tenemos las mismas características", certifican en Aproser.

El sector público alienta

Los responsables de Aproser han denunciado que en muchas ocasiones es la propia administración pública la que fomenta esta hipercompetitividad entre compañías. Uno de los casos denunciados fue protagonizado por Marsegur, una empresa propiedad de Seguridad Integral Canaria, compañía que ha logrado muchos contratos en los últimos años en la Comunidad de Madrid. Según denunció en su momento Podemos, Marsegur como filial encubierta de SIC "bajó el sueldo un 33% a cada vigilante para que pasaran de ganar 1.150 euros al mes a 750, lo que supondría "un ahorro de 1.800 euros por trabajador" de los centros de vigilancia de menores a cargo de la administración autonómica, según denunció la joven diputada Isabel Serra.


Hay que tener en cuenta que el sector es muy competitivo lo cual favorece la aparición de nuevas compañías. La seguridad privada cuenta con 1.534 empresas, de las que un 82% tiene menos de 50 empleados. Aproser sólo reúne a unas pocas, pues sus compañías representan a 5.000 trabajadores (Prosegur o Securitas son algunas de las más importantes) mientras que muchas otras de relevancia quedan fuera. Entre ellas, Ombuds-Casesa (fusionadas a final de año) o la citada Integral Canaria. En el total del sector se emplea a 78.200 profesionales con una fuerte presencia local, y mercados de gran relevancia sobre todo en Madrid, Cataluña y Andalucía.

miércoles, 13 de julio de 2016

Convenio Colectivo Sectorial: La Audiencia Nacional avala las cláusulas de garantía

La Audiencia Nacional avala la Negociación Colectiva en el Convenio de Seguridad

Fuente: construccionyservicios.ccoo.es/ 12 de Julio de 2016

En el día de ayer fue notificada la Sentencia dictada por la Audiencia Nacional ante la demanda de oficio presentada por la Dirección General de Empleo cuestionando la legalidad de las cláusulas de garantía que adicionalmente, y por impulso de CCOO de Construcción y Servicios, se incorporaron al Convenio Colectivo Estatal para las Empresas de Seguridad

El texto de la sentencia de la Audiencia Nacional avala la legalidad de las mismas, lo que se traduce en esencia en tres consecuencias:

1.- Toda empresa que haya suscrito un convenio de empresa posterior a 1 de julio de 2015 con condiciones inferiores a las del convenio estatal, vendrá obligada a abonar a los trabajadores los importes de los pluses del art. 66.2 del Convenio Colectivo en los importes específicos fijados en el convenio colectivo en la Disposición Transitoria Tercera hasta la fecha de entrada en vigor de su convenio de empresa.

2.- Cualquier empresa sujeta al Convenio Colectivo Estatal para las Empresas de Seguridad en materia salarial que no abone los incrementos pactados en el convenio será penalizada con la obligación de abono adicional del 50% de la cantidad que en su día debía haber pagado.

3.- Se garantiza que aquellos trabajadores que vengan rigiendo su relación laboral por el Convenio Colectivo Estatal de Empresas de Seguridad y pasen subrogados a una empresa con convenio colectivo propio con condiciones inferiores, no cambiarán sus condiciones sino que mantendrán las del Convenio Estatal con ocasión de la subrogación.


En valoración de CCOO de Construcción y Servicios "Esta Sentencia supone un importante logro en aras a mantener la máxima homogeneidad de las condiciones laborales de todos los trabajadores y trabajadoras del sector y evitar las malas prácticas tan frecuentes por determinado tipo de empresas del sector".

Vergonzosa multa para el individuo que propinó una brutal paliza a una vigilante

Detenido por agredir de madrugada a una vigilante de la estación de autobuses de Oviedo

La víctima lamenta la "inseguridad" de los trabajadores del sector en servicios conflictivos: "Nos vemos solos, vendidos"

Fuente: ine.es - 11.07.2016 Oviedo, M. PALICIO

Un hombre fue detenido en la madrugada de ayer como presunto autor de una brutal agresión a una vigilante de seguridad de la estación de autobuses de Oviedo. El joven la emprendió a puñetazos y patadas después de que la agente le llamase la atención por traspasar las cintas que delimitaban una zona acotada en las dársenas de la terminal. Tras ser amonestado por otros pasajeros, el agresor echó a correr llevándose el teléfono móvil de la víctima, pero poco después fue localizado por una dotación de la Policía Nacional en la calle Fray Ceferino. Acusado de robo con violencia, hoy pasará a disposición judicial y será encausado esta mañana en un juicio rápido.

Eran las cinco y veinte minutos de la madrugada. La vigilante, María Antonia Celadilla, de 51 años, apercibió al acusado al observar que cruzaba por debajo las cintas con las que se separa la zona de la que salen los "búhos" del resto de los andenes. Según el relato de la agredida, "le pregunté adónde iba y me dijo que a Gijón. Le indiqué la dársena de la que salía el autobús, la cuatro, y la hora de salida y se fue, pero al poco tiempo volvió a intentar cruzar las cintas". Al llamarle de nuevo la atención, el joven la insultó y la amenazó, a ella y a un compañero del servicio de limpieza que se encontraba a su lado, con "darnos dos puñaladas por la espalda".

Cuando poco después ella salió a los andenes a retirar la cinta, "porque llegaba un autobús cargado de pasajeros de Madrid", el agresor se le acercó, le puso la mano el hombro y al quitársela la emprendió a puñetazos en la cabeza y la cara, la tiró al suelo y allí siguió propinándole puntapiés hasta que la llegada y las recriminaciones de algunos viajeros que habían sido testigos del ataque puso en fuga al asaltante. Una vez denunciado lo ocurrido a la Policía, los agentes encontraron y arrestaron al hombre y lo trasladaron a Comisaría.


Fuertemente magullada en la cara y un ojo, dando gracias por la presencia de los testigos que acorralaron a su agresor, la vigilante lamentaba ayer la vulnerabilidad en la que se encuentra en ocasiones el personal de seguridad privada en determinados lugares y horas particularmente conflictivos como la madrugada en una terminal de autobuses. La soledad del servicio en esas circunstancias, sin compañía, le hace lamentar que a veces "nos vemos solos, vendidos, en una situación de inseguridad muy grande, porque hay mucho loco suelto".

Se lo dice la experiencia de "trece años trabajando en estaciones de autobuses" y unos cuantos juicios por altercados a sus espaldas, todavía con el susto en el cuerpo y la certeza de que a esas horas de la madrugada "si no llega a ser por la gente que había alrededor me mata".

CCOO condena la agresión a una vigilante de seguridad en la estación de autobuses de Oviedo

CCOO ha condenado este lunes la agresión el pasado sábado a una vigilante de seguridad en la estación de autobuses de Oviedo. CCOO de Construcción y Servicios de Asturias ha advertido de la situación de inseguridad que vive el colectivo de los trabajadores de la seguridad privada a la hora de realizar su servicio en entornos y situaciones que favorecen la conflictividad.

Fuente: 20minutos.es -  EUROPA PRESS. 11.07.2016

Desde el sindicato exigen que se adopten las medidas necesarias y urgentes para que este tipo de sucesos no vuelvan a producirse. "No puede seguir permitiéndose bajo ningún concepto que se estén realizando servicios bajo mínimos recursos humanos y dotación.

Esta constante, está generando un estado de permanente vulnerabilidad donde solamente hay un vigilante como es el caso de la estación de autobuses, situación que no garantiza las condiciones de seguridad del recinto en el que desarrolla su trabajo e incluso como en este caso produciéndose hechos que atentan contra su propia integridad física", señalan desde CCOO.

 Y añaden que la vigilancia de la seguridad de la estación de autobuses de Oviedo se podría calificar como un servicio de relativa conflictividad, ya que sobre todo en temporadas de verano con el aumento de viajeros multiplica actividad.

Tras un juicio rápido celebrado este lunes el agresor ha sido condenado al pago de una multa de 4 euros al día durante un mes, lo que equivale a la cantidad de 120 euros.



domingo, 10 de julio de 2016

Ilunion Seguridad: Recortes Canal - Preguntas y respuestas

Votar SI o NO, esa no es la única pregunta


CCOO Ilunion Seguridad Madrid – 10 Julio 2016

Después de la información facilitada el 3 de Julio por CCOO Ilunion acerca de la reunión mantenida con la empresa el 1 de Julio, con relación a  la modificación de complementos salariales que se iba a implantar en los servicios del Canal, han ocurrido muchas cosas que conviene comentar y que sean conocidas por los trabajadores afectados.

De la reunión del 1 de Julio salió una propuesta definitiva de la empresa sobre la que UGT y ATES tomaron la decisión conjunta de consultar a los afectados con el método de la llamada telefónica o visita personal, en contra del criterio de CCOO de la celebración de una Asamblea de trabajadores.

Ya el Lunes CCOO recibía las primeras críticas por haber publicado la información con los datos exactos de como quedaría el pago de complementos con la propuesta de la empresa y por la defensa de la celebración de un Asamblea informativa y decisoria.

El 7 de Julio estaba convocada nueva reunión , donde UGT y Ates iban a trasmitir a la empresa la decisión de los trabajadores ante la propuesta empresarial tras sus consultas previas.

En la reunión estos sindicatos manifestaron a la empresa que, conforme a sus datos, la gran mayoría de los trabajadores afectados estaban a favor de la modificación salarial planteada, pero que los dos habían decidido realizar una votación para que los trabajadores dijesen SI o NO a la propuesta.
CCOO se mantuvo en la propuesta de celebración de la Asamblea de trabajadores como método más idóneo para informar y tomar decisiones.

Una vez relatados los hechos es el momento de manifestar nuestra opinión al respecto.
·        La decisión tomada por UGT y ATES en la reunión del día 1 de Julio ( consultas telefónicas o presenciales ) se modifica en la reunión del día 7 ( referéndum ) sobre la base de dos premisas claras:
-         Sondeo previo favorable a la aceptación a la modificación salarial y adopción del mismo método de decisión que durante esta semana acordaron los representantes de  la otra empresa afectada por los recortes en Canal, Segurisa, que tiene unas circunstancias tanto sindicales como económicas distintas a las de Ilunion.
·        Ante las críticas vertidas contra CCOO sobre la publicación de los datos de la modificación, en la que obviamente se omitieron datos como los costes económicos por su complejidad, evidencian dos sospechas fundamentales:
1.      Que en las consultas de sondeo previo, los sindicatos UGT y Ates no facilitaron información alguna sobre los datos, sino que al parecer solamente se limitaron a exponer sus opiniones personales sobre los mismos con especial hincapié en el miedo con relación a la implementación de una modificación vía Art. 41 del Estatuto de los Trabajadores. Evidentemente la falta de información, conlleva falta de trasparencia y alimenta el fantasma del miedo.
2.     Que si la publicación por nuestra parte de los datos de los recortes no les parecía adecuada ( que unos van a saber lo que ganan otros, etc. ) ¿ Porque ahora los facilitan vía WhatsApp, incluyendo los datos económicos, y no antes del sondeo previo ?


·        El método del referéndum necesita un análisis cuando menos coherente, empecemos:

1.      Conforme a lo comunicado por UGT y Ates se va a efectuar el día 12 una votación, durante un amplio horario, pero no se ha dado a conocer el contenido exacto ( texto íntegro ) del acuerdo para que los afectados lo conozcan en su totalidad, no vale con haber enviado los datos sin más explicación. Aunque no lo parezca, la letra del acuerdo es importante y más si este va a llevar aparejadas lo que ellos llaman medidas de acompañamiento o incluso mecanismos de seguimiento.
2.     Sin embargo lo más sorprendente es el anuncio del voto a través de correo electrónico dirigido a las respectivas secciones sindicales: ¿ Cómo se acredita la identidad del votante?. Y lo más importante, como se garantiza el secreto del voto. Así es literalmente imposible.

En consecuencia, se establece un referéndum al que hay que dedicarle un mayor tiempo, no garantizando que la información sea completa, no permitiendo que los trabajadores puedan debatir, plantear sus dudas, ponerlas en común con sus compañeros y con sus representantes y debatirlas entre todos para tomar la mejor de las decisiones, no garantizando el secreto del voto y todo por no querer realizar la Asamblea propuesta por CCOO.

Este cúmulo de cambios de criterio, estas decisiones que no garantizan algunos de los más sólidos principios como el del derecho al voto secreto o el derecho a tomar una decisión con informaciones exactas y veraces sobre los efectos de la misma para que los afectados no puedan ser manipulados o puedan llegar a expresar con su voto una reacción a una cuestión diferente a la que se les ha planteado, solamente se explica con la clara intención,  de ambos sindicatos,  de no fomentar el debate y la participación activa de los afectados.



viernes, 8 de julio de 2016

Agreden a dos vigilantes de seguridad en el Complejo Hospitalario de Huelva

Agreden a dos vigilantes de seguridad en el Complejo Hospitalario, que condena los hechos

  • El Complejo Hospitalario Universitario de Huelva condena las agresiones sufridas en esta semana por dos vigilantes de seguridad durante el desempeño de su labor, mostrando su solidaridad con los profesionales afectados.


Fuente: 20minutos.es - EUROPA PRESS. 07.07.2016

Ambos sucesos, que se produjeron este martes y miércoles, tuvieron lugar en el área de Urgencias del Hospital Juan Ramón Jiménez y fueron protagonizados por "individuos aislados que actuaron de forma sorpresiva y que no reflejan el comportamiento habitual de los usuarios", ha informado el complejo en una nota.

Desde el centro se quiere, una vez más, mostrar su rechazo a esta clase de actos, resaltando que cualquier tipo de violencia, tanto física como verbal, no puede justificarse bajo ningún concepto, por lo que se quiere hacer un llamamiento público en contra de esta clase de comportamientos incívicos.

En cualquier caso, el Complejo Hospitalario Universitario de Huelva cuenta con una dotación de 22 vigilantes de seguridad en el Hospital Juan Ramón Jiménez que cubren las 24 horas del día todos los días de la semana. El área de Urgencias en concreto cuenta con una dotación de cuatro profesionales en los turnos de mañana y tarde y tres en el de noche -entre vigilantes y auxiliares de información-, que se encuentran de manera estable en sus instalaciones.

Además, se está implementando un plan de mejora para reforzar aún más las medidas de seguridad e intimidad en el área de Urgencias, entre los que se encuentra la incorporación de nuevos dispositivos de control para la apertura de puertas de Urgencias, restringiendo la circulación por las instalaciones de este servicio y limitándola únicamente a los profesionales y ciudadanos que se encuentran en ese circuito asistencial.



Un vigilante reanima a un hombre con un ictus en el Polígono de Santa Ana

Un vigilante reanima a un hombre con un ictus en el Polígono de Santa Ana

El masaje cardiaco del guarda permite tener estable al anciano hasta la llegada del equipo médico que lo llevó a la UCI del Santa Lucía

Fuente: laverdad.es - E. R. K. | CARTAGENA - 7 julio 2016

Un hombre de 81 años salvó la vída, aunque permanece ingresado en estado grave en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Santa Lucía, gracias a la rápida intervención de un guarda jurado del servicio de seguridad propio del Polígono Residencial Santa Ana, que evitó que se ahogara y le mantuvo con vida hasta que llegaron los sanitarios de la ambulancia que le trasladó al centro médico. Al parecer, sufre las consecuencias de un ictus o derrame cerebral.

«Llevo casi 15 años aquí y he asistido a partos y a un infarto en el que no pude hacer nada. En esta ocasión recibimos el aviso de que una vecina de un piso pedía auxilio desde el balcón. Al llegar allí, en la cocina me encontré a un señor mayor que se estaba amoratando porque no podía tragar unas natillas o un yogur», explicó el vigilante, que pidió anonimato a cambio de contar lo sucedido. Lo más importante es mantener la calma y conseguir que el reto de las personas de alrededor se tranquilicen. «Le liberé las vías respiratorias, su mujer le quitó la dentadura postiza y el masaje cardiaco y pulmonar consiguió que volviera a respirar, aunque con muchos espasmos», relató.

Sin embargo, la víctima del ataque no volvió a estar realmente consciente: «Mantuvo los ojos en blanco hasta que, unos 10 minutos después, llegó la ambulancia y se lo llevó, algo más estabilizado, al Hospital Santa Lucia».



El hombre llegó con vida al centro médico, en cuya UCI continuaba ingresado ayer por la tarde, con pronostico reservado, según informaron fuentes vecinales. Lo delicado de su estado general ya quedó de manifiesto unas horas antes del ataque. A las dos de la tarde, ya se había encontrado mal y fue trasladado en otra ambulancia al Santa Lucía. Sin embargo, volvió con el alta hospitalaria a las ocho de la tarde. Apenas una hora más tarde, sufrió otro problema durante la ingestión de un postre.

lunes, 4 de julio de 2016

Condenado un ultra del Sporting a 27 meses de cárcel por agredir a un vigilante

Condenado un ultra del Sporting a 27 meses de cárcel

Fuente: radiointereconomia.com - 4 julio 2016 – Oviedo

Un ultra del Sporting de Gijón ha sido condenado a dos años y tres meses de cárcel y al pago de una indemnización de 18.000 euros por las lesiones causadas a un vigilante de seguridad tras el partido disputado con el Córdoba en el estadio de El Molinón el 11 de mayo de 2013.

El ultra, que ha sido absuelto de varios delitos más de lesiones y contra el orden público, fue juzgado junto a otros seis del equipo gijonés, que han quedado absueltos de todas las acusaciones de lesiones, desórdenes públicos y resistencia a la autoridad que pesaban sobre ellos.

Según refleja la sentencia del Juzgado de lo Penal número 3 de Gijón, el ultra condenado arrancó uno de los asientos del estadio y se lo lanzó a los policías que había dentro del campo, pero sin llegar a provocarles daños.

Posteriormente, tras salir y lograr entrar de nuevo en las dependencias del estadio junto a otros dos ultras, agredió a un vigilante de seguridad que se encontraba en el interior del garaje del complejo deportivo.

En concreto, el ultra golpeó al vigilante cuando éste estaba de espaldas y como consecuencia del impacto le fracturó el hueso nasal, lesiones de las que tuvo que ser intervenido en dos ocasiones y que le impidieron trabajar durante 170 días.

Los otros dos ultras que le acompañaban también agredieron y provocaron daños a otro vigilante, al que deberán pagar de forma conjunta una indemnización de 600 euros.

Los incidentes tuvieron lugar al término del encuentro entre el Sporting y el Córdoba, cuando varios ultras intentaron llegar hasta los coches que la directiva, plantilla y cuerpo técnico tenían aparcados en el interior del estadio.

Con anterioridad, la Policía Nacional había tenido que desalojar la zona en la que se suele ubicar la peña Ultra Boys ante la negativa de algunos aficionados de abandonar el campo en una jornada en la que cientos de aficionados habían abucheado a la directiva del club por la gestión deportiva y económica que estaban llevando a cabo.


La afición exteriorizaba así su malestar por la mala marcha del equipo esa temporada, durante un partido intrascendente ante el Córdoba en el que los locales golearon 3-0 a los andaluces. EFE